Este sitio sobrevive con los clicks en la publicidad que vez

FALTA PARA SALSA AL PARQUE - 20 AÑOS

miércoles, 6 de enero de 2016

ENCUENTROS, COLECCIONISMO, MELOMANIA, REUNIONES ...Y eso cómo para qué?

ENCUENTROS, COLECCIONISMO, MELOMANIA, REUNIONES
...Y eso cómo para qué?



Como salsero quiero resaltar el valor que tienen algunas personas para decir “voy a crear un encuentro”, al decir un encuentro, me refiero a los de música, si, si, esos de coleccionistas, esos de melómanos empedernidos, realmente no es tarea nada fácil, hay tantos encuentros semanales, mensuales, anuales, nacionales, interdepartamentales, uno realmente no sabe a donde voltear a mirar, lo cierto es que siempre son las mismas 10 personas reunidas en cada ciudad, luchando, intentando culturizar, haciendo guerras directas a lo propio, la música!, algunos son excluyentes, pues si no eres coleccionista de vinilo, no comprendes el valor de la música y si eres coleccionista de mp3, eres excluido por no tener el vinilo.

Hasta qué punto el tener el vinilo, el disco en acetato te hace un considerado melómano?

Melómano dice la Real Academia De La Lengua, es una Persona fanática de la música, femenino o masculina y Coleccionista: dícese de la Persona que colecciona objetos con o dándole algún valor.

Así pues, quien dijo que los únicos que pueden asistir a un encuentro de coleccionistas deben ser
única y exclusivamente quienes tienen un disco en vinilo?, la falta de apoyo a este tipo de eventos es
precisamente porque son gremios generados por coleccionistas melancólicos, creyentes fervientes que
la culturalidad no puede llevar al olvido de los ritmos como el guaguanco callejero, siendo reemplazado por la timba cubana, o el reguetoneo del barrio.

Personalmente pienso que como salsero, melómano, y gomoso de la música uno debe estar abierto a
escuchar de todo, “salsero que escucha de todo, no se hecha a perder tan fácil” y lo digo en el sentido que si conociéramos la verdadera cultura salsera, si conociéramos la riqueza de los ritmos, o recordáramos interpretes, nos impregnáramos de esas vivencias bien podríamos competirle realmente a otros géneros mas estables, ya tenemos logros como nominaciones en los premios Grammy,  los Latin Adwards y otros premios reconocidos internacionales, pero lamentablemente son los mismos.

Qué pasó con los premios de la salsa San Sebastián de Cali, sabes cúales son esos?
los colombianos que premiaban a los salseros, a los buenos, a los viejos, se hizo un evento y se murió, donde está la verdadera expresión del salsero, detrás de los encuentros pequeños?, no en vano hace meses aquí en Bogotá se denunció,  la falta de apoyo y des unión del gremio salsero, sobre todo en la organización de los eventos, la verdad aquí hace falta aún cultura musical, si de esa salsera la que tienen a Cali como la capital mundial de la salsa.

Aunque y en la mayoría de sitios que visitas, se ha perdido la esencia, hay regueton, baladitas y otros ritmos
populares, sin demeritarlos, señores pero... donde esta la salsa?

Pues está en todos lados y no se ve, se siente, se escucha, pero donde quedo el golpe?, hay mas salsa en la costa caribe decía un amigo Cartagenero, para estos eventos necesitamos apoyarnos cual profesión de fé en una religión, pero lo que hacemos es matachinarnos de tabúes, críticas pendejas, y desunión,  al fin y al cabo la SALSA, es salsa romántica, salsa dura, guaguanco, guajira, guaracha o otro ritmo característico, que ya con los años generalizamos como salsa.

Salsa es un “sancocho”, pero tu como lector, te has puesto a pensar dentro de esta que ritmo te gusta mas?, te gusta la música jibara?, el son de barrio, el guaguancó callejero, el montuno, la guajira?
los conoces por lo menos?,

Pues bien amigo lector, para eso son los encuentros para tomar apuntes, para poder definir lo que me gusta y lo que no, son estos interpretes a los que me llaman la atención?, este tema que mostraron vale la pena?,
no le de pena amigo lector en acercarse con papel y lápiz en la mano y preguntar como se llama ese tema quien lo canta, de que grupo es y que RITMO.

Y Cuando algunos colectores de música en vinilo a través de las redes sociales salen con vínculos de temas, es para aprender a valorar esa buena música que antes se hizo, recuerden estamos en un medio melancólico, que recuerda y evoca nuestros grandes monstruo históricos de la salsa, quizás porque no nos llenan las piezas que con dolor y arduo trabajo los jóvenes realizan, condenándolos con el regueton, con insulsas letras, con falsos arreglos, pero igual así merecen la oportunidad de mostrar y mejorar,  bien recuerdo el boom de las orquestas Bogotanas hace ya unos 15 años y veíamos con desanimo el cierre total de puertas de la mayoría porque no creían en una 33, en un Calambuco, en una Conmosión, tuvieron que crearse a flote sellos discográficos propios e independientes, para poderse abrir paso entre lo que creían porque aquí solo se apoya los mismos de siempre, a los que generan billete, donde quedo las épocas de las all stars? acaso la última all stars del barrio se llama la Spanish Harlem?, sabes que músicos colombianos dan vida a los temas de hoy día?, sabias que a parte de las orquestas de los Hermanos Rosales también hay mas talento para telonear, para ser presentación principal y para presentar a cantantes internacionales?

Dónde quedó el disco que uno compraba porque todo es bueno, 12 temas inéditos nuevos, con un golpe
durísimo que te ponia a sonar por lado y lado en una fiesta toda la noche, ahora todo es reencauche de temas viejos, ya no se crean piezas nuevas?, existen muy buenos músicos, donde están??

Si, muy bueno rescatar la salsa perdida, de esos discos de cumbias Peruanas y Ecuatorianas y preciso mas el tema medio salsoso, ese, ese mismo que nadie durante años determinó es el que nos pega ahora, pero entre lo nuevo también debemos invitar a escuchar, el esfuerzo de esos músicos que sobreviven, no viven para la música, sobreviven haciendo con lo que les toca, con lo poco que consiguen.

Una cosa es escuchar y otra oir, escucha la Sonora Matancera de hoy, en las manos de Javier Vásquez, escucha el sonido duro de los salseros de la onda caleña, la onda Bogotana, hay buenas propuestas sobre la mesa, que te invito a experimentar, a investigar, nos estamos quedando con los que se murieron, y los demás?,

Definitivamente hay que rescatar las orquestas ir las a escuchar, una orquesta en vivo es lo mejor, tocando para que se baile, para que se goce y no para producir billete, la regla es al revés,”lo que te gusta gózatelo y el billete llega si lo haces bien”, pero hacer productos por hacerlos, sin calidad eso no tiene nombre, pero ojo para poder pedir un producto de calidad se debe conocer.

Amigo salsero mi invitación reiterada es a que vayas a los encuentros de tus ciudades, entérate de los eventos, lee, documéntate, a parte de ser muy lúdico, de relajarte, de desestresarte de tus problemas, puedes aprender muchísimo, así mismo con el tiempo podrás exigir a los interpretes, músicos, orquestas a no ser mediocres y a darte lo que tu pides con de calidad, te invito que te intereses un poco más, eso define el golpe sabroso de la salsa para que sepamos, por lo menos que lo que nos gusta es mucho mas que un guaguancó.